No estas conectado  


Guía de supervivencia al final de tu serie favorita

serie

Por desgracia todos hemos vivido este sentimiento en algún momento de nuestras vidas, y no es algo fácil de superar. Puede que hayáis terminado una serie, y sintáis como que el mundo ya no tiene sentido, y no vamos a engañarnos algunas series son más difíciles que otras de olvidar. Pero no os preocupéis, vamos a contaros varias maneras de salir de ese agujero negro.

Reconozcámoslo, una serie es como un ser querido: nos reconforta cuando estamos tristes, nos entretiene cuando estamos aburrido, nos hace invertir nuestras emociones en ella. Y al igual que cuando muere un amigo, la única manera de aceptar el final de algo es pasar por todas las etapas del duelo.

La psiquiatra suizo-estadounidense Elisabeth Kübler-Ross publicó en 1969 un estudio en el que describía las fases por las que debe pasar una persona para superar la perdida de un ser querido, conocido como las cinco etapas del duelo: negación, ira, negociación, depresión y aceptación. Y no te preocupes, lo más importante que tienes que saber, es que por muy oscuro que se vea el mundo ahora, hay una luz al final del túnel.

El primer paso es negación: no te puedes creer que tu serie favorita después de tantas horas invertidas haya acabado. Algunas veces de una buena manera, como en el caso de Friends, y en otras ocasiones, dejando bastante que desear como Perdidos. Y por muy fuerte que seas, es difícil no engañarse. íi, sabemos que estás viendo Joey y diciéndote a ti mismo que, no es tan mala como la gente dice, y que tú has entendido el final de Perdidos. Pero sé sincero contigo mismo, ninguno de los personajes de Friends va a aparecer en la serie, y a parte de Joey el resto de personajes no tienen gracia; y además nadie entiende el final de Perdidos, no creas que eres mejor que el resto del mundo.

El segundo paso es la ira: se ha acabado la negación y empiezas a cabrearte, y cuando uno está en este estado es difícil recordar los buenos momentos, en los que estabas en tu sillón tirado, probablemente sin haberte quitado el pijama en todo el día, viendo tu series favorita y pensabas: ”No quiero que esto acabe”. Pero no todas las historias pueden durar para siempre y tú no puedes dejar de twittear que las dos últimas temporadas de Cómo Conocí a Vuestra Madre son lo peor que te ha pasado en la vida, o que Dexter debería haber acabado después de la cuarta temporada.

Y lo más importante, ¿se puede saber qué está pasando con las últimas temporadas de The Walking Dead? Es verdad que la serie todavía no se ha acabado y puede que no lo haga en los próximos 20 años pero pensar en ella nos produce unas subidas de ira incontrolables. Que alguien nos explique por qué tenemos que aguantar un episodio entero sobre el personaje de Rosita.

Como Conocí a vuestra madre, series

Ahora que has pasado la ira y has enfriado tu cabeza, toca empezar a pensar y entrar en la etapa de negociación. Porque puede que haya esperanzas en un futuro, has oído el rumor de que Netflix puede salvar Happy Endings, o darle la segunda temporada que todos llevamos años esperando a Freaks and Geeks. Pero en realidad, todos los actores de Happy Endings están en diferente proyectos y ya han pasado 17 años desde que cancelaron Freaks and Geeks

drama, happy endins, series

Se ha terminado la negociación, empiezas a darte cuenta que el final es cada vez más inminente, nunca volverás a vivir aventuras con tu trío favorito en Sunnydale, ni tampoco a reírte con las burradas que suelta Michael Scott, o verás a Jim preparando las bromas más elaboradas para molestar a Dwight en The Office, porque no te confundas, el fin ha llegado. Pero eso no significa que no te esté permitido estar triste, lo que tienes que hacer ahora, es coger una caja de pañuelos, poner la banda sonora de tu serie favorita, acostarte en tu cama con la luz apagada, abrazando tu almohada y llorar como si fuera lo único que supieras hacer.

El último paso y quizá el más importante, es aceptarlo. Has sufrido suficiente con todo este duelo, pero has llegado al otro lado, y, vale, puede que los finales de Cómo Conocí a Vuestra Madre y Perdidos no fueran perfectos, pero tú los disfrutaste. Y sí, Buffy y The Office se han acabado y no podrás volver a vivir nuevas aventuras con tus personajes favoritos, pero puedes recordar todos los buenos tiempos que pasaste viéndola y sonreír. Bueno, si todo esto no funciona, puedes reconfortarte con la idea de que Rachel, – spoiler del final de Friends – se bajó del avión.

buffy, series

Todo estos pasos están bien si tu intención es superarlo claro, pero no siempre es el caso. Algunas veces estás confuso y cabreado con el final de una serie y no se siente como si un ser querido hubiera muerto, es más como si la novia con la que llevas saliendo los últimos 7 años ha decidido que ya no quiere estar contigo. ¿Por qué pasar por todas las etapas, cuando ya sabemos todos cuál es la mejor manera de superar una ruptura? Y estas frases sonarán un poco cliché, pero es cierto, hay más peces en el mar y un clavo quita otro clavo.

Así que quizá, al terminar Los Sopranos, en vez de deprimirte porque todavía eres incapaz de entender qué pasa con Tony, puedes ponerte a ver otra de las muchas series que todos tus amigos llevan rogándote ver durante toda tu vida, quizá quieres reemplazar calidad con calidad y puedes ponerte a ver The Wire, así conseguirás que todo el mundo deje de pasarse cada segundo de cada día diciéndome lo buena que es la serie.

sopranos,serie

También puede ser que simplemente quieras ver algo más simple y con lo que no haya que pensar tanto, una serie de superhéroes divertida como DC’s Legends of Tomorrow. Aunque si vas a reemplazar Los Soprano, no recomendamos que lo hagas con Glee, la excesiva repetición de Don’t stop Believing en esta serie hará que sufras un duro caso de estrés post-traumático.

Seguramente no quieras esperar a que a Dan Harmon dentro dé 7 años le de por hacer una película de Community, y quieres reemplazar esta comedia con otra gran comedia, quizás con Parks and Recreation, que con su humor tan especial será amor a primera vista, una vez que empiezas a entender el estilo, claro. Una sitcom quizás es mejor opción, te dará más estabilidad en estos momentos de incertidumbre y quieras ir con The Goldbergs o Blackish, buenas opciones que te reconfortan y te harán sentir como en casa.

A lo mejor, estas preparado para probar con algo más arriesgado, un estilo de comedia un poquito más avanzado, para ello tendrás que dar una pequeña visita a nuestros amigos del norte, a los que les encanta comer pescado con patatas, y puedes darle una oportunidad a alguna comedia inglesa como Spaced, The IT Crew o Fresh Meat. Aviso importante: una vez que empieces a ver este tipo de comedia no volverás a reírte con The Big Bang Theory.

Hay que tener en cuenta que no siempre es fácil superarlo, y puede que sigas el siguiente recurso. No te avergüences, solo estamos aquí para que lo hagas con cuidado, pues puede que al terminar de ver una serie sientas la necesidad de ponerte a ver una nueva serie simplemente por el hecho de que en ella sale uno de los actores de la serie que tanto echas de menos. Todos hemos investigado el Instagram de nuestro ex, pero no quieres darle sin querer a un me gusta y que él/ella sepa que le estás acosando. Nos referimos a que acabes de ver Breaking Bad y por echar de menos a los personajes acabes viendo series como Malcolm in the Middle o Seinfeild. Ese no es el problema, el problema es que te equivoques de actor y te pongas a ver The Path, créeme aunque la primera temporada no esté mal, no quieres acabar viendo la segunda.

Tenemos que ser más exclusivos a la hora de elegir con qué serie continuar, no podemos simplemente lanzarnos y elegir cualquiera. Debemos asegurarnos de elegir la serie correcta, para ello podemos investigar en varios sitios, como IMDB o Rotten Tomatoes. Y aunque sabemos que por mucho que te digamos que tengas cuidado, echas demasiado de menos a tus series favoritas y al oír que en Las Chicas del Cable salen tres actores de El Internado, tu destino está sellado: te pasarás las siguientes 8 horas enganchado a Netflix. Y para una serie que es sorprendentemente buena para el desastre que podría haber acabado siendo, cada pequeño instante que comparten estos tres actores en pantalla tu corazón se siente lleno de vida, y tu felicidad es inigualable.

Porque al final todos somos seres humanos y aunque la negación no es sana, nadie puede evitar que sigamos viendo una y otra vez episodios de nuestras series favoritas. A veces lo único que necesitamos durante un mal día es ponernos un episodio de The Office, el cual hemos visto tantas veces que nos sabemos los diálogos de memoria, ya que cuando todo va mal siempre podemos recurrir a nuestra familia, y lo quieras o no, estos personajes forman parte de ella.

Sobre el autor

Jorge Santos
Tinerfeño nacido en los 90 amante de la física, del cine y sobretodo la televisión, demasiada televisión quizá.

Se el primero en comentar en "Guía de supervivencia al final de tu serie favorita"

Deja un comentario.